Baños del agua hedionda
Baños del agua hedionda

Se encuentra ubicado a unos tres kilómetros de Martos, avanzando por la carretera que conduce a Fuensanta de Martos. Conocidos también con el nombre de Baños de San Bartolomé, es un antiguo balneario que, a pesar de la importancia que tuvo en otra época, su estado actual es de completo abandono.

Se tiene constancia de que ya en tiempos romanos existieron en este lugar unas termas de las que, hace ya algunas décadas, encontraron estructuras que dan testimonio de ello. A nuestros días, por desgracia, apenas nos han llegado unos pocos restos arqueológicos.

Las propiedades beneficiosas para la salud que se atribuía a el agua contribuyó a que, con el paso del tiempo, el lugar adquiriera cada vez más importancia. Sobre todo en el siglo XIX, este emplazamiento hizo famoso a Martos en toda la Península, atrayendo a numerosos visitantes a tomar baños. Esto contribuyó a que se popularizara este tipo de turismo durante aquellos años, particularmente en esta parte de la provincia de Jaén.

Un manantial subterráneo abastecía al balneario. Dichas aguas provienen del paraje conocido como Cerro del Viento. Durante su recorrido la corriente entra en contacto con rocas que la enriquecen con minerales carbonatados. Su olor característico, que mucho lo califican como a huevos podridos lo causa los gases sulfurosos que desprende.

Lamentablemente, la guerra civil española truncó la popularidad de la que gozaba este balneario. Durante estos años las instalaciones fueron reconvertidas en un hospital de sangre.

La postguerra provocó el declive de los baños, siendo progresivamente abandonados. Surgió a su alrededor extrañas historias que se suponen eventos paranormales.

Visitas: 27

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí